tu visión de amor

Te conozco. Eres mi hermana, no mi enemiga. Y nadie, ningún gobierno, nadie me hará olvidar. Encontraremos la manera de curar este mundo juntas.

Cada uno tenemos un regalo que dar al planeta; no tienes que pedir permiso para hacerlo. Sé la visión del amor. Eres esa visión cuando compartes lo que está bien con quien está a tu lado. Lo que cuenta es compartir, tener el coraje de abrir las fronteras e invitar a otros a abrir las suyas, eso es lo que cura el mundo.

Siempre me preguntan “¿Cómo? ¿Cómo puedo hacerlo? No sé cómo empezar.” Deja de plantearte esa pregunta que te inhibe y te invalida. Aprópiate de tu poder, cambia esa visión para hacer de ella tu visión de amor. Empieza a hablar a la gente de tus sueños e ideales. Empieza a abrirte a los “problemas”. El camino se mostrará ante ti cuando demuestres la seriedad de tu intención de poner en práctica tu visión de amor.

Danaan Parry

Anuncios
Esta entrada fue publicada en psicología, zen meditación. Guarda el enlace permanente.